La palabra más hermosa de Margaret Mazzantini

Una historia de amor con la guerra de los Balcanes de fonfo

Tu voto:

Anuncios

 

 

He pasado unos días frente al mar, mañana y tarde contemplando el mar y leyendo. Poder leer durante 4 o más horas en un día, es un placer y si el libro tiene una buena trama, es una delicia. Pero no todo ha sido leer y leer, de vez en cuando dejaba el libro y me daba un bañito o paseaba, todo un lujo que yo me lo he permitido unos días.

Casi termino este libro, me falta un poquito, pero la verdad es que es la clásica historia que te va enganchando poco a poco y a pesar de los gritos de los niños o de los ruidos de la gente que andaba, como  yo, en la playa, no he dejado de leerlo.

IMG570

 

Al principio pensé: una historia más de amor, pero me equivoqué.

Gemma vuelve a Sarajevo a investigar la obra de Ivo Andric, por cierto que de este escritor me leí un libro precioso “Un puente sobre el río Drina” y estando allí conoce a Gojko un poeta bosnio que hace de guía turístico para ganarse la vida. Corría el año 1984 y ya había tensiones entre los ciudadanos. Allí conoce a Diego un fotógrafo que sería el amor de su vida.

Vivía delante del televisor. Así vi arder la Biblioteca Nacional. El periodista decía que “la ciudad está rodeada por una lluvia de cenizas”. Ahora el Miljacka se había teñido de negro por culpa del hollín, un largo cortejo fúnebre discurría por el lecho. Pensé que no iba a quedar nada. Me acordé de la chica delgada con gafas que cogía los libros de las estanterías y los llevaba en brazos por los largos pasillos, en pilas de tres o cuatro volúmenes, como máximo.

La escritora va contando la historia en dos épocas, un primer viaje  donde conoce a Diego y un segundo viaje que hará con su hijo Pietro para conocer de cerca la historia de su nacimiento en plena guerra de los Blacanes.

Es suficiente un bache en la calzada…Tengo que refrenar el impulso de agachar la cabeza. Siento el eructo de aquellas carreras. Cruzábamos  la avenida de los francotiradores a doscientos por hora, con la cabeza recostada en el asiento, la respiración goteando entre las piernas. Los armazones rojos de los tranvías amontonados unos contra otros para protegerse de la línea de fuego. Me vuelvo hacia Pietro. No lleva el chaleco antibalas, pienso. Aprieto las mejillas contra los dientes. mantén la calma…

GetAttachment.jpg 3

Una historia de amor que durará en el tiempo, la necesidad de Gemma de tener un hijo, la amistad que perdurará con el poeta Gojko, y de telón de fondo esa guerra terrible que vivimos tan cerca. La guerra y sus consecuencias, los odios entre unos ciudadanos que convivían en las mismas ciudad.

Había polvo cuando me fui de Sarajevo, se alzaba removido por el viento gélido, se arremolinaba en las calles, borraba todo cuanto quedaba a sus espaldas. Cubría los minaretes, los edificios,los muertos del mercado, sepultados por las verduras, por los trastos, por pedazos de madera de los bancos arrancados de cuajo.

¡Vamos!que me ha faltado unos días más de playa para terminarla, pero ya la estoy haciendo aquí en casa. Cuando viajo, me queda el recuerdo del lugar que he visitado y del libro o libros que me acompañaron. Este es  el resumen de mis escasas vacaciones, ¡geniales!.

 

 

mapa_Balcanes

 

4 thoughts on “La palabra más hermosa de Margaret Mazzantini

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s